Entrada destacada

PLANIFICACIÓN HISTORIA DE ESPAÑA CURSO 2017-18

IES ZAURÍN Planificación curso 2017-18: Historia de España Modelo de examen Se ofrece un único modelo de examen, con dos opciones par...

lunes, 25 de abril de 2016

La iglesia durante el franquismo. Julian Casanova

Quizás este comentario del artículo publicado de Julián Casanova en el país, nos de las claves del nuevo libro escrito por el catedrático de Historia Contemporána de la Universidad de Zaragoza. MJ


"La Iglesia experimentó importantes cambios en la última década de la dictadura de Franco. La opinión y práctica católica comenzó a ser más plural, con curas y creyentes que hablaban de democracia y socialismo, que se comprometían con los más desfavorecidos y desafiaban al aparato político del régimen y a sus manifestaciones más represivas. Ya no era solo la Iglesia de la cruzada, la que había intentado recatolizar España a golpe de cárcel, moral reaccionaria y valores tradicionales.


Con el fin de la dictadura y la transición a la democracia, la religión perdió peso a la hora de determinar las opciones morales y políticas. La jerarquía eclesiástica pareció asumir el fin de la confesionalidad y centró toda su atención en la protección de las finanzas y de sus derechos frente a la educación pública. Reformar lo necesario, pero preservando sus privilegios. Su declive como religión organizada, sin embargo, hizo reaccionar al sector más conservador, que reclamó un código moral más estricto. Contrariamente a los que muchos creían o los últimos años del franquismo parecían presagiar, la Iglesia derivó hacia posiciones más fundamentalistas, plasmadas en la condena de cualquier forma de pluralismo, intelectual, social o religioso. Los cristianos más progresistas desertaron. Y aquella Iglesia que resistió a la dictadura y a la jerarquía franquista, que defendió el compromiso con la justicia social y los derechos humanos, quedó para el recuerdo, ecos de rebeldía de otros tiempos."


Articulo entero en:

http://elpais.com/elpais/2012/07/23/opinion/1343061486_280429.html

Blog oposiciones secundaria Arte -Historia

Hay gente tan generosa que cuando llega a ser funcionaria tiene blogs como estos , gracias por todo. MJ

 Blog del temario de oposiciones de ARTE
Autora: Herminia Delgado Núñez: Licenciada en Historia, profesora de español ELE en Noruega

http://historia-arte-geografia.blogspot.com.es/2009/12/arte-romano_11.html




Blog del temario de oposiciones de HISTORIA
http://soy-funcionaria.blogspot.com.es/



Resúmenes de temas para repasar


Guerra Civil Española 2º Bachiller

En este mundo de los blogs educativos, todos intentamos trabajar los temas que vamos tratando en clase de una forma más exhaustiva y con materiales innovadores y con las últimas opiniones que encontramos en la red, hoy  voy a compartir con vosotras la entrada de  José Manuel Salvador, blogero al que sigo , y profesor como yo y que me ha parecido muy interesante.
http://jrshistoria.blogspot.com.es/2014/04/la-guerra-civil-que-nunca-se-aprendio.html

A parte de eso os pongo el material que me parece imprescindible para que podáis hacer el trabajo que he mandado para estas vacaciones sobre este tema. Añado también los vídeos, audios  y películas que recomiendo visionar.


MANIFIESTO DEL GENERAL FRANCO
AL INICIARSE EL MOVIMIENTO MILITAR
 «Españoles: A cuantos sentís el santo amor a España, a los que en la filas del Ejército y la Armada habéis hecho profesión de fe en el servicio a la Patria, a cuantos jurasteis defenderla de sus enemigos hasta perder la vida, la nación os llama en su defensa. La situación de España es cada día más crítica; la anarquía reina en la mayoría de los campos y pueblos; autoridades de nombramiento gubernativo presiden, cuando no fomentan, las revueltas; a tiro de pistola y ametralladoras se dirimen las diferencias entre los asesinos que alevosa y traidoramente se asesinan, sin que los poderes públicos impongan la paz y la justicia. [...] La Constitución por todos suspendida y vulnerada, sufre un eclipse total: ni igualdad ante la ley; ni libertad, aherrojada por la tiranía; ni la fraternidad, cuando el odio y el crimen han sustituido el mutuo respeto; ni la unidad de la Patria, amenazada por el desgarramiento territorial, por los regionalismos que los poderes fomentan. [...]
¿Es que se puede consentir un día más el vergonzoso espectáculo que estamos dando al mundo? ¿Es que podemos abandonar a España a los enemigos de la Patria, con poder cobarde y traidor, entregándola sin lucha y sin resistencia? ¡Eso no! Que lo hagan los traidores, pero no lo haremos quienes juramos defenderla. Justicia, igualdad ante las leyes, ofrecemos. Paz y amor entre los españoles; libertad y fraternidad exenta de libertinajes y tiranías. Trabajo para todos, justicia social, llevada a cabo sin encono ni violencia, y una equitativa y progresiva distribución de riqueza, sin destruir ni poner en peligro la economía española. Pero frente a esto, una guerra sin cuartel a los explotadores de la política, a los engañadores del obrero honrado, a los extranjeros y a los extranjerizantes que, directa o solapadamente, intentan destruir España.
Españoles: ¡Viva España! ¡Viva el honrado pueblo español!»

Manifiesto hecho en Tetuán el 17 de julio de 1936

Mapas desarrollo de la guerra






LOS 13 PUNTOS DE NEGRÍN                
         1.  La independencia de España.
         2.  Liberarla de militares extranjeros invasores.
         3.  República democrática con un gobierno de plena autoridad.
         4.  Plebiscito para determinar la estructuración jurídica y social de la República Española.
         5.  Libertades regionales sin menoscabo de la unidad española.
         6.  Conciencia ciudadana garantizada por el Estado.
         7.  Garantía de la propiedad legítima y protección al elemento productor.
          8.  Democracia campesina y liquidación de la propiedad semifeudal.
         9.  Legislación social que garantice los derechos del trabajador.
        10. Mejoramiento cultural, físico y moral de la raza.
        11. Ejército al servicio de la Nación, estando libre de tendencias y partidos.
        12. Renuncia a la guerra como instrumento de política nacional.
        13. Amplia amnistía para los españoles que quieran reconstruir y engrandecer España.

Decreto de unificación de FET y de la JONS 20 abril de 1937
“Una acción de gobierno eficiente, cual cumple ser la del Nuevo Estado Español, nacido por otra parte bajo el signo de la unidad y la grandeza de la Patria, exige supeditar a su destino común la acción individual y colectiva de todos los españoles.
Esta verdad, tan claramente percibida por el buen sentido del pueblo español, es incompatible con la luchas de partidos y organizaciones políticas que, si bien -todas- pugnan noblemente por el mejor servicio de España, gastan sus mejores energías en la lucha por el predominio de sus estilos peculiares, o, lo que es peor, en cuestiones de tipo personalista que dan lugar a discordias pequeñas dentro de las organizaciones, resucitando la vieja intriga política y poniendo en trance de descomposición organizaciones y fuerzas cuyas masas se mueven a impulsos de los más puros ideales.
Llegada la guerra a punto muy avanzado y próxima la hora victoriosa, urge ya acometer la gran tarea de la paz, cristalizando en el Estado nuevo el pensamiento y el estilo de nuestra Revolución Nacional. Unidos por un pensamiento y una disciplina común, los españoles todos han de ocupar su puesto en la gran tarea.
Esta unificación que exijo en el nombre de España y en el nombre sagrado de los que por ella cayeron -héroes y mártires-, a los que todos y siempre guardaremos fidelidad, no quiere decir ni conglomerado de fuerzas ni mera concentración gubernamental, ni unión pasajera. Para afrontarla de modo decisivo y eficaz hay que huir de la creación de un partido de tipo artificial, siendo por el contrario necesario recoger el calor de todas las aportaciones para integrarlas, por vía de superación, en una sola entidad política nacional, enlace entre el Estado y la Sociedad, garantía de continuidad política y de adhesión viva del pueblo al Estado. Precisa para ello tener en cuenta que, aparte valiosísimas aportaciones colectivas e individuales de patriotas que desde la hora primera voluntariamente vistieron uniformes de Soldados de España, Falange Española y Requetés, han sido los dos exponentes auténticos del espíritu del alzamiento nacional iniciado por nuestro glorioso Ejército el diecisiete de julio. Como en otros países de régimen totalitario, la fuerza tradicional viene ahora en España a integrarse en la fuerza nueva. Falange Española aportó con su programa masas juveniles, propagandas con un estilo nuevo, una forma política y heroica del tiempo presente y una promesa de plenitud española; los Requetés, junto a su ímpetu guerrero, el sagrado depósito de la tradición española, tenazmente conservado a través del tiempo, con su espiritualidad católica, que fue elemento formativo principal de nuestra nacionalidad y en cuyos principios eternos de moralidad y justicia ha de seguir inspirándose.
Siendo uno el sentir de las organizaciones, análoga la inquietud patriótica que las anima, con un ansia de unión, respaldada con el anhelo con que España la espera, no debe ésta retrasarse más.
Así, pues, fundida sus virtudes, estas dos grandes fuerzas nacionales hacen su presencia directa y solidaria en el servicio del Estado. Su norma programática está constituida por los veintiséis puntos de la Falange Española; debiéndose hacer constar que como el movimiento que conducimos es precisamente esto más que un programa, no será cosa Pedro A. Ruiz Lalinde rígida ni estática, sino sujeto, en cada caso, al trabajo de revisión y mejora que la realidad aconseje.
Cuando hayamos dado fin a esta ingente tarea de reconstrucción espiritual y material, si las necesidades patrias y los sentimientos del país así lo aconsejaran, no cerramos el horizonte a la posibilidad de instaurar en la Nación el régimen secular que forjó su unidad y su grandeza histórica.
Por todo lo expuesto,
 DISPONGO:
Artículo primero. Falange Española y Requetés, con sus actuales servicios y elementos, se integran, bajo Mi Jefatura, en una sola entidad política de carácter nacional que, de momento, se denominará Falange Española Tradicionalista y de las JONS.
Esta organización, intermedia entre la Sociedad y el Estado, tiene la misión principal de comunicar al Estado el aliento del pueblo y de llevar a éste el pensamiento de aquél a través de las virtudes político-morales, de servicio, jerarquía y hermandad.
Son originariamente, y por propio derecho, afiliados de la nueva organización todos los que en el día de la publicación de este Decreto posean el carnet de Falange Española o de la Comunión Tradicionalista, y podrán serlo, previa admisión, los españoles que lo soliciten.
Quedan disueltas las demás organizaciones y partidos políticos.
Artículo segundo. Serán órganos rectores de la nueva entidad política nacional el Jefe del Estado, un Secretario o Junta Política y el Consejo Nacional.
Corresponde al Secretariado o Junta Política establecer la constitución interna de la entidad para el logro de su finalidad principal, auxiliar a su Jefe en la preparación de la estructura orgánica y funcional del Estado, y colaborar, en todo caso, a la acción de gobierno.
La mitad de sus miembros, con los que iniciará sus tareas, serán designados por el Jefe del Estado y la otra mitad elegidos por el Consejo Nacional.
El Consejo Nacional conocerá de los grandes problemas nacionales que el Jefe del Estado le someta en los términos que se establecerán en disposiciones complementarias.
Mientras se realicen los trabajos encaminados a la organización definitiva del Nuevo Estado totalitario, se irá dando realidad a los anhelos nacionales de que participen en los organismos y servicios del Estado los componentes de Falange Española Tradicionalista y de las JONS para que les impriman ritmo nuevo. Pedro A. Ruiz Lalinde
Artículo tercero. Quedan fundidas en una sola Milicia Nacional las de Falange Española y de Requetés, conservando sus emblemas y signos exteriores. A ella se incorporarán también, con los honores ganados en la guerra, las demás milicias combatientes.
La Milicia Nacional es auxiliar del Ejército.
El Jefe del Estado es Jefe Supremo de la Milicia. Será Jefe directo un General del Ejército con dos subjefes militares procedentes, respectivamente, de las Milicias de Falange Española y de Requetés.
Para mantener la pureza de su estilo se nombrarán dos asesores políticos del mando.
Dado en Salamanca a diecinueve de abril de mil novecientos treinta y siete.
FRANCISCO FRANCO”

{Tomado directamente del Boletín Oficial del Estado, Burgos, martes 20 de abril de 1937, año II, número 182, páginas 1033-1034.}

Discurso de Azaña en vídeo:

Ultimo parte de Guerra:


Cine y guerra civil

Os recomiendo también alguna película:
Tierra y Libertad


Las trece rosas



Silencio roto


¡Ay Carmela!

PELÍCULA DEL FRANQUISMO

La voz dormida